IGLESIAS CATÓLICAS ORTODOXAS

DOMINGO 7 de PASCUA = Domingo de los Padres del Primer Concilio de Nicea

MAITINES del DOMINGO 7 de PASCUA = Domingo de los Padres del Primer Concilio de Nicea
EXAPOSTELARION [TONO: 2]

Celebrando hoy la conmemoración de los Padres divinos; a Ti rogamos, oh Misericordiosísimo Señor, por sus súplicas, que salves a Tu pueblo del perjuicio de todos los herejes y haznos a todos dignos de glorificar al Padre, al Verbo y al Espíritu Santísimo.

KONTAKIÓN [Tono 8]

Por la predicación de los Apóstoles y las creencias de los Padres, la Iglesia había sido sellada con un sólo Credo; y siendo revestida del ropaje de la verdad, tejido por la elocuencia de la teología celestial; ortodoxamente confiesa el gran Misterio de la buena alabanza.

IKOS:

Escuchemos la Iglesia de Dios exclamando con gran voz: Él que tenga sed que venga a mí, y beba. Porque la copa que yo poseo es cáliz de sabiduría, y ésta bebida la he mezclado con la palabra de la verdad, no rebosa agua de rebeldía sino agua de confesión; que al beber aho-ra de ella Israel verá a Dios diciendo: “Miren, Miren, Yo soy, Sólo Yo soy y no cambiaré. Yo soy Dios, desde siempre, ahora y eternamente; y no hay otro dios junto a Mí”. Pues desde ya, los que beban de ella serán saciado y hartos y alabarán el gran Misterio de la buena alabanza.

EVANGELIO: [Jn 66]

EOTHINA: 10

Podemos rezar tambien con estas biblias...

Jn. 21. 1-14:

1 Después de esto, Jesús se apareció otra vez a los discípulos a orillas del mar de Tiberíades. Sucedió así: 2 estaban juntos Simón Pedro, Tomás, llamado el Mellizo, Natanael, el de Caná de Galilea, los hijos de Zebedeo y otros dos discípulos. 3 Simón Pedro les dijo: «Voy a pescar». Ellos le respondieron: «Vamos también nosotros». Salieron y subieron a la barca. Pero esa noche no pescaron nada.

4 Al amanecer, Jesús estaba en la orilla, aunque los discípulos no sabían que era él. 5 Jesús les dijo: «Muchachos, ¿tienen algo para comer?». Ellos respondieron: «No». 6 Él les dijo: «Tiren la red a la derecha de la barca y encontrarán». Ellos la tiraron y se llenó tanto de peces que no podían arrastrarla. 7 El discípulo al que Jesús amaba dijo a Pedro: «¡Es el Señor!». Cuando Simón Pedro oyó que era el Señor, se ciñó la túnica, que era lo único que llevaba puesto, y se tiró al agua. 8 Los otros discípulos fueron en la barca, arrastrando la red con los peces, porque estaban sólo a unos cien metros de la orilla.

9 Al bajar a tierra vieron que había fuego preparado, un pescado sobre las brasas y pan. 10 Jesús les dijo: «Traigan algunos de los pescados que acaban de sacar». 11 Simón Pedro subió a la barca y sacó la red a tierra, llena de peces grandes: eran ciento cincuenta y tres y, a pesar de ser tantos, la red no se rompió. 12 Jesús les dijo: «Vengan a comer». Ninguno de los discípulos se atrevía a preguntarle: «¿Quién eres?», porque sabían que era el Señor. 13 Jesús se acercó, tomó el pan y se lo dio, e hizo lo mismo con el pescado. 14 Esta fue la tercera vez que Jesús resucitado se apareció a sus discípulos.
VÍSPERAS del DOMINGO 7 de PASCUA = Domingo de los Padres del Primer Concilio de Nicea
TROPARIO: [Tono 8]

¡Gloriosísimo eres Tú, oh Cristo nuestro Dios!, que estableciste a nuestro santos Padres, como astros sobre la tierra; y por medio de ellos nos guiaste hacia la verdadera fe, ¡oh Misericordiosísimo, gloria a Ti!

LECTURA
Podemos rezar tambien con estas biblias...

Gn. 14. 14-20:

14 Al enterarse de que su pariente Lot había sido llevado cautivo, Abrám reclutó a la gente que estaba a su servicio - trescientos dieciocho hombres nacidos en su casa - y persiguió a los invasores hasta Dan. 15 El y sus servidores los atacaron de noche, y después de derrotarlos, los persiguieron hasta Jobá, al norte de Damasco. 16 Así Abrám recuperó todos los bienes, lo mismo que a su pariente Lot con su hacienda, las mujeres y la gente.

17 Cuando Abrám volvía de derrotar a Quedorlaomer y a los reyes que lo acompañaban, el rey de Sodoma salió a saludarlo en el valle de Savé, o sea el valle del Rey. 18 Y Melquisedec, rey de Salém, que era sacerdote de Dios, el Altísimo, hizo traer pan y vino, 19 y bendijo a Abrám, diciendo: «¡Bendito sea Abrám de parte de Dios, el Altísimo, creador del cielo y de la tierra! 20 ¡Bendito sea Dios, el Altísimo, que entregó a tus enemigos en tus manos!». Y Abrám le dio el diezmo de todo.
LECTURA
Podemos rezar tambien con estas biblias...

Deut. 1. 8-11. 15-17:

8 Yo pongo el país delante de ustedes: vayan a tomar posesión de la tierra que el Señor juró dar a sus padres, a Abraham, a Isaac y a Jacob, y a sus descendientes después de ellos".

9 En aquel tiempo, yo les dije: "Yo solo no puedo hacerme cargo de todos ustedes. 10 El Señor, su Dios, los ha multiplicado de tal manera, que hoy ustedes son numerosos como las estrellas del cielo. 11 ¡Que el Señor, el Dios de sus padres, los haga aún mil veces más numerosos y los bendiga, como lo ha prometido! 15 Entonces tomé de entre los jefes de las tribus a unos hombres sabios y experimentados y los puse al frente de ustedes como jefes de mil, de cien, de cincuenta y de diez hombres, y como escribas para las tribus. 16 Al mismo tiempo, di esta orden a los jueces: "Escuchen a sus hermanos y hagan justicia, cuando tengan un pleito entre ellos o con un extranjero. 17 No sean parciales en los juicios: escuchen a los humildes lo mismo que a los poderosos. No se dejen intimidar por nadie, porque el juicio pertenece a Dios. Y cuando se les presente un caso demasiado difícil, diríjanse a mí, para que yo lo resuelva".
LECTURA
Podemos rezar tambien con estas biblias...

Deut. 10. 14-21:

14 Al Señor, tu Dios, pertenecen el cielo y lo más alto del cielo, la tierra y todo lo que hay en ella. 15 Sin embargo, sólo con tus padres se unió con lazos de amor, y después de ellos los eligió a ustedes, que son su descendencia, prefiriéndolos a todos los demás pueblos.

16 Por eso, circunciden sus corazones y no persistan en su obstinación, 17 porque el Señor, su Dios, es el Dios de los dioses y el Señor de los señores, el Dios grande, valeroso y temible, que no hace acepción de personas ni se deja sobornar. 18 Él hace justicia al huérfano y a la viuda, ama al extranjero y le da ropa y alimento. 19 También ustedes amarán al extranjero, ya que han sido extranjeros en Egipto. 20 Teme al Señor, tu Dios, y sírvelo; vive unido a él y jura por su Nombre. 21 Él es tu gloria y tu Dios, y él realizó en tu favor esas tremendas hazañas de que fuiste testigo.
LITURGIA de SAN JUAN CRISÓSTOMO del DOMINGO 7 de PASCUA = Domingo de los Padres del Primer Concilio de Nicea
LECTURA [44 a]
Podemos rezar tambien con estas biblias...

Hech. 20. 16-18. 28-36:

16 Pablo había decidido pasar de largo por Éfeso, para no retrasarse demasiado en Asia. Estaba apurado porque, de ser posible, quería estar en Jerusalén el día de Pentecostés.

17 Desde Mileto, mandó llamar a los presbíteros de la Iglesia de Éfeso. 18 Cuando estos llegaron, Pablo les dijo: «Ya saben cómo me he comportado siempre con ustedes desde el primer día que puse el pie en la provincia de Asia. 28 Velen por ustedes, y por todo el rebaño sobre el cual el Espíritu Santo los ha constituido guardianes para apacentar a la Iglesia de Dios, que él adquirió al precio de su propia sangre. 29 Yo sé que después de mi partida se introducirán entre ustedes lobos rapaces que no perdonarán al rebaño. 30 Y aun de entre ustedes mismos, surgirán hombres que tratarán de arrastrar a los discípulos con doctrinas perniciosas. 31 Velen, entonces, y recuerden que durante tres años, de noche y de día, no he cesado de aconsejar con lágrimas a cada uno de ustedes.

32 Ahora los encomiendo al Señor y a la Palabra de su gracia, que tiene poder para construir el edificio y darles la parte de la herencia que les corresponde, con todos los que han sido santificados. 33 En cuanto a mí, no he deseado ni plata ni oro ni los bienes de nadie. 34 Ustedes saben que con mis propias manos he atendido a mis necesidades y a las de mis compañeros. 35 De todas las maneras posibles, les he mostrado que así, trabajando duramente, se debe ayudar a los débiles, y que es preciso recordar las palabras del Señor Jesús: “La felicidad está más en dar que en recibir”». 36 Después de decirles esto, se arrodilló y oró junto a ellos.
Aleluia: Sal. 49. 1. 5
Podemos rezar tambien con estas biblias...

SALMOS RESPONSORIALES Sal. 49. 1. 5:

1 Salmo de Asaf. El Dios de los dioses, el Señor, habla para convocar a la tierra desde la salida del sol hasta el ocaso.

5 "Reúnanme a mis amigos, a los que sellaron mi alianza con un sacrificio".
EVANGELIO: [Jn 56]
Podemos rezar tambien con estas biblias...

Jn. 14. 27-31:

27 Les dejo la paz, les doy mi paz, pero no como la da el mundo. ¡No se inquieten ni teman!

28 Me han oído decir: “Me voy y volveré a ustedes”. Si me amaran, se alegrarían de que vuelva junto al Padre, porque el Padre es más grande que yo.

29 Les he dicho esto antes que suceda, para que cuando se cumpla, ustedes crean.

30 Ya no hablaré mucho más con ustedes, porque está por llegar el Príncipe de este mundo: él nada puede hacer contra mí, 31 pero es necesario que el mundo sepa que yo amo al Padre y obro como él me ha ordenado. Levántense, salgamos de aquí.

Jn. 15. 1-7:

1 Yo soy la verdadera vid y mi Padre es el viñador.

2 Él corta todos mis sarmientos que no dan fruto; al que da fruto, lo poda para que dé más todavía.

3 Ustedes ya están limpios por la palabra que yo les anuncié.

4 Permanezcan en mí, como yo permanezco en ustedes. Así como el sarmiento no puede dar fruto si no permanece en la vid, tampoco ustedes, si no permanecen en mí.

5 Yo soy la vid, ustedes los sarmientos. El que permanece en mí, y yo en él, da mucho fruto, porque separados de mí, nada pueden hacer.

6 Pero el que no permanece en mí, es como el sarmiento que se tira y se seca; después se recoge, se arroja al fuego y arde.

7 Si ustedes permanecen en mí y mis palabras permanecen en ustedes, pidan lo que quieran y lo obtendrán.
CANTO DE COMUNIÓN:
Podemos rezar tambien con estas biblias...

SALMOS RESPONSORIALES Sal. 148:

1 ¡Aleluya! Alaben al Señor desde el cielo, alábenlo en las alturas; 2 alábenlo, todos sus ángeles, alábenlo, todos sus ejércitos.

3 Alábenlo, sol y luna, alábenlo, astros luminosos; 4 alábenlo, espacios celestiales y aguas que están sobre el cielo.

5 Alaben el nombre del Señor, porque él lo ordenó, y fueron creados; 6 él los afianzó para siempre, estableciendo una ley que no pasará.

7 Alaben al Señor desde la tierra, los cetáceos y los abismos del mar; 8 el rayo, el granizo, la nieve, la bruma, y el viento huracanado que obedece a sus órdenes.

9 Las montañas y todas las colinas, los árboles frutales y todos los cedros; 10 las fieras y los animales domésticos, los reptiles y los pájaros alados.

11 Los reyes de la tierra y todas las naciones, los príncipes y los gobernantes de la tierra; 12 los ancianos, los jóvenes y los niños, 13 alaben el nombre del Señor. Porque sólo su Nombre es sublime; su majestad está sobre el cielo y la tierra, 14 y él exalta la fuerza de su pueblo. ¡A él, la alabanza de todos sus fieles, y de Israel, el pueblo de sus amigos! ¡Aleluya!
CANTO DE COMUNIÓN:
Podemos rezar tambien con estas biblias...

SALMOS RESPONSORIALES Sal. 32:

1 Aclamen, justos, al Señor: es propio de los buenos alabarlo. 2 Alaben al Señor con la cítara, toquen en su honor el arpa de diez cuerdas; 3 entonen para él un canto nuevo, toquen con arte, profiriendo aclamaciones.

4 Porque la palabra del Señor es recta y él obra siempre con lealtad; 5 él ama la justicia y el derecho, y la tierra está llena de su amor.

6 La palabra del Señor hizo el cielo, y el aliento de su boca, los ejércitos celestiales; 7 él encierra en un cántaro las aguas del mar y pone en un depósito las olas del océano.

8 Que toda la tierra tema al Señor, y tiemblen ante él los habitantes del mundo; 9 porque él lo dijo, y el mundo existió, él dio una orden, y todo subsiste.

10 El Señor frustra el designio de las naciones y deshace los planes de los pueblos, 11 pero el designio del Señor permanece para siempre, y sus planes, a lo largo de las generaciones.

12 ¡Feliz la nación cuyo Dios es el Señor, el pueblo que él se eligió como herencia!

13 El Señor observa desde el cielo y contempla a todos los hombres; 14 él mira desde su trono a todos los habitantes de la tierra; 15 modela el corazón de cada uno y conoce a fondo todas sus acciones.

16 El rey no vence por su mucha fuerza ni se libra el guerrero por su gran vigor; 17 de nada sirven los caballos para la victoria: a pesar de su fuerza no pueden salvar.

18 Los ojos del Señor están fijos sobre sus fieles, sobre los que esperan en su misericordia, 19 para librar sus vidas de la muerte y sustentarlos en el tiempo de indigencia.

20 Nuestra alma espera en el Señor: él es nuestra ayuda y nuestro escudo. 21 Nuestro corazón se regocija en él: nosotros confiamos en su santo Nombre.

22 Señor, que tu amor descienda sobre nosotros, conforme a la esperanza que tenemos en ti.
  1. DIA ANTERIOR: SÁBADO 6 de PASCUA
  2. DIA SIGUIENTE: LUNES 7 de PASCUA